La Cooperativa de Trabajo por una Nueva Vida ya realiza tareas en el prebasural

Un grupo recicladores y recicladoras de la ciudad formalizaron la creación de la Cooperativa de Trabajo por una Nueva Vida (COTRANVI) y ya realizan tareas en el denominado prebasural de Viedma, con el objetivo de prestar servicios en la planta de reciclaje que entrará en funcionamiento en el marco del Programa de Gestión Integral de Residuos Sólidos Urbanos (GIRSU).

Si bien se encuentran organizados desde hace más de dos años, pudiendo trabajar en el presural a través de un permiso municipal, en los últimos días completaron todos los trámites necesarios para convertirse en Cooperativa y de esta manera iniciar una relación contractual con el Municipio de Viedma.

Según relató José Paredes, uno de los referentes de la Cooperativa, por el momento lograron firmar un acuerdo con la comuna que les garantiza el ingreso de 3 mil pesos mensuales en efectivo para cada uno de los diez integrantes del colectivo, «a lo que se sumamos lo que cada uno recicla y logra vender».

En este sentido, el reciclado explicó que para una mejor organización y aprovechamiento del espacio, se crearon turnos entre los propios integrantes de la cooperativa, para que todos los días vaya un grupo distinto a trabajar en el reciclado.

Respecto de la posibilidad de sumarse al proyecto GIRSU, Paredes manifestó que existe un compromiso del Poder Ejecutivo Municipal para que sea nuestra cooperativa la que comience a trabajar en la planta de reciclado que aún está en proceso de construcción.

Detalló que por el momento «nuestro trabajo es bastante precario, porque no contamos con ningún tipo de herramientas, ni ropa adecuada para concretar las tareas, pero esperamos que cuando se implemente el programa GIRSU poder mejorar nuestras condiciones de trabajo».

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *